Blues

Me dices que soy como un buen blues porque te he sumergido en una espiral de melancolía infinita, porque te he provocado una inmensa tristeza autodestructiva.

Te doy la razón, soy como un buen blues, pero no por las razones que aduces.

Lo soy porque cuando te dejas arrastrar por la melodía seductora de mis tacones está tocando el mismo diablo reencarnado en mujer.

Galiana