Gritos en la oscuridad

 

La otra noche me despertó, entrada ya la madrugada, el grito angustioso de una mujer:

— ¡Auxilio! ¡Que alguien me ayude!

Corrí a la ventana. Semioculta tras el visillo intenté localizar aquella voz. Apenas pude distinguir un par de figuras humanas paseando por la acera que no parecían guardar relación entre ellas. Con las prisas no me había puesto las gafas, sin ellas para mí sólo eran dos formas que se movían y poco más.

Un nuevo alarido hizo que me diese cuenta que estaba mirando en la dirección equivocada. Fui a la mesita de noche por las lentes, necesitaba encontrar de donde provenía la llamada agónica de socorro. El reloj marcaba las 3:15.

De nuevo me aposté en la ventana tras la fina tela. Esta vez sí, con las gafas puestas y mirando en la dirección correcta.

La calle estaba limpia. Solo aquel alarido repetitivo rompía el silencio.

Miré el edificio de enfrente. Todas las ventanas tenían las luces apagadas. Todo parecía en calma.

Mi compañero se despertó:

— ¿Qué haces a estas horas en la ventana? Vuelve a la cama.

Algo más iba a decir cuando la petición desesperada de auxilio le hizo saltar de entre las sábanas y venir junto a mí.

Me miró en silencio. Fue más resolutivo. Llamó por teléfono a la policía. Les dio la dirección de donde parecían proceder los gritos, les informó de lo mismo que yo estaba viendo.

Durante la conversación telefónica se restableció el silencio. La policía tardó unos 30 minutos en pasar por allí. Mientras observamos tras los visillos no sucedió nada. Nos acostamos.

A la mañana siguiente, mientras mojábamos los donuts en el café, comentamos lo sucedido durante la madrugada. No pude sacarme los gritos de la cabeza.

—No le des más vueltas, hicimos todo lo que pudimos. —Me dijo.

Hoy estábamos comiendo y viendo las noticias. Prestamos especial atención porque hablaba de nuestra calle. La policía había descubierto el cadáver de una joven escondido entre unas cajas de cartón.

Galiana

 

 

14 comentarios en “Gritos en la oscuridad

Dejar un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .